infotermilogopeque
5 de marzo de 2024 Por Francisco Valle 0

Prueba isinwheel S9Pro: hasta 30 km de autonomía para ciudad


Lo que más me gusta del isinwheel s9 PRO es su agilidad

Probamos el S9Pro, el patinete eléctrico para adultos de isinwheel en nuestros desplazamientos diarios. Alcanza hasta 25 km/h y nos permitirá ahorrar tiempo en algunos en la ciudad. Tiene 3 modos de conducción y una APP con la que cambiar algunos ajustes.

El fabricante isinwheel se dedica al suministro de “scooters” eléctricos con una buena relación precio producto desde 2010. Actualmente ofrece una gama de producto de diferentes tipos incluyendo patinetes urbanos como el que estamos probando, patinetes todoterrenos para los que prefieren disfrutar por terrenos sin asfaltar e incluso patinetes para niños, con un tamaño y prestaciones más discretas.

En su gama de patinetes urbanos se encuentra el isinwheel S9 en dos versiones, PRO y MAX. He probado la primera versión en mi día a día, que ofrece hasta 30 km de autonomía y una velocidad máxima de hasta 25 km/h. Suficiente para movernos por la ciudad y dejar nuestro coche aparcado en alguna situaciones.

Así es el isinwheel S9 PRO que hemos probado

Claves del isinwheel S9Pro

isinwheel S9 Pro es un patinete eléctrico para adultos está equipado con un motor en el eje delantero con una potencia máxima de 500 W, pudiendo cargar hasta 120 kilos de peso. Ofrece un aplicación para nuestro teléfono móvil, que permite controlar algunos aspectos del patinete por ejemplo bloquear o desbloquearlo, encender o apagar las luces o cambiar entre sus diferentes modos de conducción.

Como es habitual en este tipo de producto, puede plegarse para ocupar menos espacio a la hora de guardarlo en casa, en la oficina o en el maletero de nuestro coche.

Mediante su display en el manillar, podemos cambiar entre tres modos de conducción que limitan su velocidad punta a 6, 15 o hasta 25 km/h, y por supuesto, también podemos encender o apagar sus luces. Ofrece hasta 30 km de autonomía gracias a una batería de 36 V 7,8 Ah que se encuentra en su base, bajo nuestro pies. En casa tardaremos en recargarla totalmente entre de 3,5 a 5 horas.

Ficha técnicaisinwheel S9 ProPRESTACIONESVelocidad máxima25 km/hAutonomía eléctrica máxima30 kmPeso total13 kgCarga máxima120 kgInclinación máxima20 gradosCONJUNTO DEL CHASISCuadroAluminioLongitud1,06 mAltura Desple./Pleg. 1,15 m / 0,43 mCOMPONENTES ELÉCTRICOSMotor eléctricoBuje posterior 36 V – 500 WBateríaIntegrada 36 V – 7,5 AhPantallaLCD multifunciónTiempo de carga3,5 – 5 HorasRUEDASLlantas8,5 pulgadas ambos ejesNeumáticosMixtos hinchablesCOMPONENTESFrenosFrenos de disco mecánicosManillarAluminio con cierre rápido y plegadoGuardabarrosSí, en ambas ruedasIluminación y seguridadLuz LED delantera y traseraOTROS DATOSColoresNegroPrecio con código QLUTGSDX:259,99 eurosLuz trasera y frenos de disco para el S9PRO

Primeras sensaciones

Una vez sacado de su embalaje y montado la primera sensación que me dio, fue de bastante rigidez. Las partes estaban bien ensambladas: el manillar, el display, la base del patinete donde se encuentra la batería y su recubrimiento superior de plástico donde apoyamos los pies.

Para plegarlo o desplegarlo totalmente y abatir su manillar, tiene un gatillo que hay que accionar con decisión, a veces teniendo que emplear ambas manos. El guardabarros delantero también es metálico, pieza que habitualmente es de plástico. Pesa 13 kilos, que es un peso normal en su categoría.

El manillar tiene en el centro un display en disposición vertical, y en su base el botón multifunción que nos permite encender, apagar mediante una pulsación prolongada, cambiar entre modos de conducción con una pulsación corta y encender sus luces con una doble pulsación.

La batería de litio se encuentra bajo los pies.

El display muestra el estado de luces, carga de batería mediante cinco barras y si existe algún smartphone conectado vía Bluetooth. A la izquierda de esta instrumentación se encuentra el acelerador y en la maneta izquierda el timbre y freno.

El recubrimiento de la base del patinete, donde van nuestros pies, tiene un relieve para ofrece un gran agarre incluso si se macha con agua o algo de barro, aunque es cierto que hay que esforzarse un poco en que quede totalmente limpio. El acabado de los componentes están en la línea de su precio

Impresiones de uso

Tiene dos modos de arranque, la posibilidad de que el patinete traccione en cuanto el acelerador es pulsado o uno en el cual el scooter debe ser empujado manualmente ya que el motor no empezará a funcionar hasta que alcance una velocidad de 3 km/h. No hay una gran diferencia pero este segundo modo ofrece una mayor seguridad y estabilidad a la hora de iniciar la marcha, algo recomendado para usuarios primerizos.

Su velocidad máxima es de 25 km/h

He usado el patinete en ciudad, para realizar recorridos cortos que haría a pie o recorridos urbanos medios, que podría hacer en coche. No lo he usado en terrenos sin asfaltar, en primer lugar porque no he necesitado adentrarme en senderos de ese tipo y luego porque la sensación que tengo es que el patinete se siente mucho mejor sobre superficies firmes.

Mido 1,80 metros y peso unos 83 kilos, aunque el patinete puede desplazar según ficha técnica hasta 120 kg, me ha parecido que se ha movido ágilmente. Lo cierto es que entre los diferentes modos de conducción, finalmente siempre me muevo en el modo más prestacional, denominado “S”, no porque siempre vaya a tope, si no porque tengo una mayor reserva de potencia para enfrentarme a desniveles, que puede enfretarlos hasta de 20º.

Sus frenos de disco ofrecen una mordida que permite desacelerar con fuerza, manteniendo el control ante imprevistos. Como es habitual, cuidado con bloquear los frenos, que haremos que las ruedas deslicen. Ahora bien, tiene una peculiaridad que me gustaría destacar, tiene una maneta a la izquierda del display en color rojo, que permite que el motor delantero haga de freno regenerativo, por lo que usando la mano derecha podemos accionar el freno trasero y también la reducción de velocidad desde el motor delantero, repartiendo el trabajo de frenada entre ambos ejes.

Display del isinwheel S9Pro

Abusar de este modo deportivo recorta la autonomía, pudiendo reducirla hasta la mitad, pero en mi caso esto no ha afectado a mis recorridos planificados. Esto ocurre en la mayoría de patinetes. En mi experiencia he recorrido hasta unos 18 km con una sola carga, aunque haciendo una conducción despreocupada, así que si nos preocupa el alcance, debemos movernos en el modo ECO o intermedio.

El isinwheel S9Pro me ha parecido cómodo de conducir con una entrega de potencia que también ha hecho que me divierta. Tiene un tacto más bien duro, cosa que prefiero porque siento más claramente que está ocurriendo a nivel de adherencia, y por ello he podido practicar una conducción ágil.

Hay dos elementos que influyen en esta sensación, su rueda trasera sin cámara que no se pincha y la inexistencia de una suspensión que permita cierto movimiento del chasis. Una suspensión más blanda ofrecería más comodidad pero puede que en asfalto roto no tendríamos tanto control de la estabilidad.

En los primeros recorridos prescindí del uso de la APP que se conecta vía Bluetooth. Permite basta configuración del patinete: luces, modos de conducción, consultar batería, pero encontré una función que me pareció bastante útil. Desde ella podemos bloquear el patinete electrónicamente, de manera que si lo dejamos bloqueado y nos alejamos de él, nadie podrá usarlo hasta que lo desbloquees nuevamente desde la APP. En el caso de que alguien lo accione, el patinete pitará, la única pega de este modo es que el patinete se queda en stand-by, pero siempre encendido.

Plegado cabe hasta en maleteros pequeños

Conclusiones y recomendación

Es importante que el usar el patinete lo hagas convenientemente protegido, en el momento de comprarlo tienes la opción de incluir un casco que tiene LED integrados tanto en la parte delantera y trasera. Es el casco que hemos usado durante la prueba y por supuesto lo recomendamos. Opcionalmente podrías valorar el uso de unas discretas rodilleras o coderas, pero esa protección adicional lo dejamos a tu criterio.

El isinwheel S9Pro me ha transmitido confianza en los recorridos urbanos que he realizado, permitiéndome ahorrar tiempo en mis desplazamientos, que es la gran ventaja que veo. La aplicación la recomiendo si vamos a tener que distanciarnos del patinete y queremos bloquearlo, o si queremos consultar algún dato de una manera más visual, pero no aporta más ventajas. Una pena que sea el único lugar donde ver la carga de la batería mediante un porcentaje.

Me ha parecido recomendable para que ellos que busquen un producto con unas prestaciones aceptables a un precio atractivo. Puede ser una buena opción para dar un primer paso en la movilidad urbana. Además comprando el patinete desde este enlace y usando el código “QLUTGSDX” tendrás 50,00 € de descuento adicional.

Lo que más me gusta del isinwheel s9 PRO es su agilidad
Probamos el S9Pro, el patinete eléctrico para adultos de isinwheel en nuestros desplazamientos diarios. Alcanza hasta 25 km/h y nos permitirá ahorrar tiempo en algunos en la ciudad. Tiene 3 modos de conducción y una APP con la que cambiar algunos ajustes.El fabricante isinwheel se dedica al suministro de “scooters” eléctricos con una buena relación precio producto desde 2010. Actualmente ofrece una gama de producto de diferentes tipos incluyendo patinetes urbanos como el que estamos probando, patinetes todoterrenos para los que prefieren disfrutar por terrenos sin asfaltar e incluso patinetes para niños, con un tamaño y prestaciones más discretas.En su gama de patinetes urbanos se encuentra el isinwheel S9 en dos versiones, PRO y MAX. He probado la primera versión en mi día a día, que ofrece hasta 30 km de autonomía y una velocidad máxima de hasta 25 km/h. Suficiente para movernos por la ciudad y dejar nuestro coche aparcado en alguna situaciones.Así es el isinwheel S9 PRO que hemos probadoClaves del isinwheel S9Proisinwheel S9 Pro es un patinete eléctrico para adultos está equipado con un motor en el eje delantero con una potencia máxima de 500 W, pudiendo cargar hasta 120 kilos de peso. Ofrece un aplicación para nuestro teléfono móvil, que permite controlar algunos aspectos del patinete por ejemplo bloquear o desbloquearlo, encender o apagar las luces o cambiar entre sus diferentes modos de conducción.Como es habitual en este tipo de producto, puede plegarse para ocupar menos espacio a la hora de guardarlo en casa, en la oficina o en el maletero de nuestro coche. Mediante su display en el manillar, podemos cambiar entre tres modos de conducción que limitan su velocidad punta a 6, 15 o hasta 25 km/h, y por supuesto, también podemos encender o apagar sus luces. Ofrece hasta 30 km de autonomía gracias a una batería de 36 V 7,8 Ah que se encuentra en su base, bajo nuestro pies. En casa tardaremos en recargarla totalmente entre de 3,5 a 5 horas. Ficha técnicaisinwheel S9 ProPRESTACIONESVelocidad máxima25 km/hAutonomía eléctrica máxima30 kmPeso total13 kgCarga máxima120 kgInclinación máxima20 gradosCONJUNTO DEL CHASISCuadroAluminioLongitud1,06 mAltura Desple./Pleg. 1,15 m / 0,43 mCOMPONENTES ELÉCTRICOSMotor eléctricoBuje posterior 36 V – 500 WBateríaIntegrada 36 V – 7,5 AhPantallaLCD multifunciónTiempo de carga3,5 – 5 HorasRUEDASLlantas8,5 pulgadas ambos ejesNeumáticosMixtos hinchablesCOMPONENTESFrenosFrenos de disco mecánicosManillarAluminio con cierre rápido y plegadoGuardabarrosSí, en ambas ruedasIluminación y seguridadLuz LED delantera y traseraOTROS DATOSColoresNegroPrecio con código QLUTGSDX:259,99 eurosLuz trasera y frenos de disco para el S9PROPrimeras sensacionesUna vez sacado de su embalaje y montado la primera sensación que me dio, fue de bastante rigidez. Las partes estaban bien ensambladas: el manillar, el display, la base del patinete donde se encuentra la batería y su recubrimiento superior de plástico donde apoyamos los pies. Para plegarlo o desplegarlo totalmente y abatir su manillar, tiene un gatillo que hay que accionar con decisión, a veces teniendo que emplear ambas manos. El guardabarros delantero también es metálico, pieza que habitualmente es de plástico. Pesa 13 kilos, que es un peso normal en su categoría.El manillar tiene en el centro un display en disposición vertical, y en su base el botón multifunción que nos permite encender, apagar mediante una pulsación prolongada, cambiar entre modos de conducción con una pulsación corta y encender sus luces con una doble pulsación. La batería de litio se encuentra bajo los pies.El display muestra el estado de luces, carga de batería mediante cinco barras y si existe algún smartphone conectado vía Bluetooth. A la izquierda de esta instrumentación se encuentra el acelerador y en la maneta izquierda el timbre y freno.El recubrimiento de la base del patinete, donde van nuestros pies, tiene un relieve para ofrece un gran agarre incluso si se macha con agua o algo de barro, aunque es cierto que hay que esforzarse un poco en que quede totalmente limpio. El acabado de los componentes están en la línea de su precioImpresiones de usoTiene dos modos de arranque, la posibilidad de que el patinete traccione en cuanto el acelerador es pulsado o uno en el cual el scooter debe ser empujado manualmente ya que el motor no empezará a funcionar hasta que alcance una velocidad de 3 km/h. No hay una gran diferencia pero este segundo modo ofrece una mayor seguridad y estabilidad a la hora de iniciar la marcha, algo recomendado para usuarios primerizos.Su velocidad máxima es de 25 km/hHe usado el patinete en ciudad, para realizar recorridos cortos que haría a pie o recorridos urbanos medios, que podría hacer en coche. No lo he usado en terrenos sin asfaltar, en primer lugar porque no he necesitado adentrarme en senderos de ese tipo y luego porque la sensación que tengo es que el patinete se siente mucho mejor sobre superficies firmes.Mido 1,80 metros y peso unos 83 kilos, aunque el patinete puede desplazar según ficha técnica hasta 120 kg, me ha parecido que se ha movido ágilmente. Lo cierto es que entre los diferentes modos de conducción, finalmente siempre me muevo en el modo más prestacional, denominado “S”, no porque siempre vaya a tope, si no porque tengo una mayor reserva de potencia para enfrentarme a desniveles, que puede enfretarlos hasta de 20º. Sus frenos de disco ofrecen una mordida que permite desacelerar con fuerza, manteniendo el control ante imprevistos. Como es habitual, cuidado con bloquear los frenos, que haremos que las ruedas deslicen. Ahora bien, tiene una peculiaridad que me gustaría destacar, tiene una maneta a la izquierda del display en color rojo, que permite que el motor delantero haga de freno regenerativo, por lo que usando la mano derecha podemos accionar el freno trasero y también la reducción de velocidad desde el motor delantero, repartiendo el trabajo de frenada entre ambos ejes.Display del isinwheel S9ProAbusar de este modo deportivo recorta la autonomía, pudiendo reducirla hasta la mitad, pero en mi caso esto no ha afectado a mis recorridos planificados. Esto ocurre en la mayoría de patinetes. En mi experiencia he recorrido hasta unos 18 km con una sola carga, aunque haciendo una conducción despreocupada, así que si nos preocupa el alcance, debemos movernos en el modo ECO o intermedio.El isinwheel S9Pro me ha parecido cómodo de conducir con una entrega de potencia que también ha hecho que me divierta. Tiene un tacto más bien duro, cosa que prefiero porque siento más claramente que está ocurriendo a nivel de adherencia, y por ello he podido practicar una conducción ágil. Hay dos elementos que influyen en esta sensación, su rueda trasera sin cámara que no se pincha y la inexistencia de una suspensión que permita cierto movimiento del chasis. Una suspensión más blanda ofrecería más comodidad pero puede que en asfalto roto no tendríamos tanto control de la estabilidad.En los primeros recorridos prescindí del uso de la APP que se conecta vía Bluetooth. Permite basta configuración del patinete: luces, modos de conducción, consultar batería, pero encontré una función que me pareció bastante útil. Desde ella podemos bloquear el patinete electrónicamente, de manera que si lo dejamos bloqueado y nos alejamos de él, nadie podrá usarlo hasta que lo desbloquees nuevamente desde la APP. En el caso de que alguien lo accione, el patinete pitará, la única pega de este modo es que el patinete se queda en stand-by, pero siempre encendido.Plegado cabe hasta en maleteros pequeñosConclusiones y recomendaciónEs importante que el usar el patinete lo hagas convenientemente protegido, en el momento de comprarlo tienes la opción de incluir un casco que tiene LED integrados tanto en la parte delantera y trasera. Es el casco que hemos usado durante la prueba y por supuesto lo recomendamos. Opcionalmente podrías valorar el uso de unas discretas rodilleras o coderas, pero esa protección adicional lo dejamos a tu criterio.El isinwheel S9Pro me ha transmitido confianza en los recorridos urbanos que he realizado, permitiéndome ahorrar tiempo en mis desplazamientos, que es la gran ventaja que veo. La aplicación la recomiendo si vamos a tener que distanciarnos del patinete y queremos bloquearlo, o si queremos consultar algún dato de una manera más visual, pero no aporta más ventajas. Una pena que sea el único lugar donde ver la carga de la batería mediante un porcentaje.Me ha parecido recomendable para que ellos que busquen un producto con unas prestaciones aceptables a un precio atractivo. Puede ser una buena opción para dar un primer paso en la movilidad urbana. Además comprando el patinete desde este enlace y usando el código “QLUTGSDX” tendrás 50,00 € de descuento adicional. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Motor.es