infotermilogopeque
6 de enero de 2024 Por Fran Romero 0

Los coches eléctricos avanzan en Europa en 2023 pero 2024 no será mejor, los precios son el principal obstáculo para marcas y clientes


Producción del Volkswagen ID.4 en la factoría de Zwickau, AlemaniaVolkswagen

Iban camino de arrasar en 2023, pero la inesperada caída en la demanda de los coches eléctricos en el continente europeo han dado al traste con las intenciones de las marcas. Aunque se han matriculado más que en 2022, Alemania no ha sido el principal valedor de ellos, pero sí otros países europeos que han dado la sorpresa. A pesar de ello, el horizonte a corto plazo no es de lo más alentador.

Las ventas de coches eléctricos en Europa no han conseguido el resultado esperado durante el pasado año 2023, aunque el dato de las matriculaciones a nivel del continente ha superado el registro del año anterior. Aunque a muchos les pese, los clientes se están interesando cada vez más por los modelos de cero emisiones, lo que obliga a los fabricantes a ampliar más la gama en esta dirección y que no significa que renuncien a los híbridos o a la combustión tradicional.

De enero a octubre del pasado año se matricularon nada menos que 850.000 unidades de coches eléctricos, un 15 por ciento más que en 2022 pero muy por debajo de las expectativas y asistiendo a una importante bajada en la demanda de éstos por un solo motivo: los precios han aumentado significativamente, en torno a los 4.000 euros. Y eso a pesar de que las marcas chinas han desembarcado a lo grande. Audi ya se ha dado cuenta de que pierden dinero, y que algunos modelos son difíciles de vender, lo mismo que le ocurrió a Mercedes meses antes.

Más capacidad de batería y mayor autonomía hace a los eléctricos más caros

La economía de escala es un cuento en los eléctricos, no bajan los precios

El elevado coste de la tecnología, especialmente baterías más potentes para ofrecer más autonomía, se repercute directamente a los clientes y, con cada vez menos países, ofreciendo ayudas, hace imposible que la transición al coche eléctrico cobre más importancia. La Asociación Europea de Fabricantes ha podido comprobar cómo en octubre las ventas de coches eléctricos superaron a los diésel, por primera vez en el año.

El bastión alemán se ha cargado toda ayuda al coche eléctrico, e Italia ha congelado las ayudas para 2024 ofreciendo lo mismo que en el pasado año, por lo que no ha aumentado la cuantía. Aunque el cese en las ayudas alemanas se ha producido a poco de terminar 2023, no ha sido este país precisamente el que ha tirado del carro de los eléctricos, sino Francia, Italia y España, según datos de ACEA, con un 22 por ciento más el primero, un 20 por ciento más el segundo y un 18 por ciento el nuestro.





Coche nuevo y de última generación sí, pero, ¿a qué precio? Cuando una nueva generación trae una sorpresa muy desagradable
Leer noticia


Que los eléctricos sean vendibles es responsabilidad de las marcas

Las novedades en el ámbito de los coches eléctricos serán muy numerosas durante este curso de 2024, pero no se prevé que se supere la cifra del pasado año. Las marcas se han visto a asumir las ayudas gubernamentales en algunos mercados y con fecha límite. Los eléctricos de 25.000 euros son un importante revulsivo, pero a las marcas solo les queda ya una salida: volver a la política de los descuentos. Es la única forma de que el stock de eléctricos salga y los clientes comprar. Europa tiene un problema, pero las marcas de coches también e importante.

Producción del Volkswagen ID.4 en la factoría de Zwickau, AlemaniaVolkswagen
Iban camino de arrasar en 2023, pero la inesperada caída en la demanda de los coches eléctricos en el continente europeo han dado al traste con las intenciones de las marcas. Aunque se han matriculado más que en 2022, Alemania no ha sido el principal valedor de ellos, pero sí otros países europeos que han dado la sorpresa. A pesar de ello, el horizonte a corto plazo no es de lo más alentador.Las ventas de coches eléctricos en Europa no han conseguido el resultado esperado durante el pasado año 2023, aunque el dato de las matriculaciones a nivel del continente ha superado el registro del año anterior. Aunque a muchos les pese, los clientes se están interesando cada vez más por los modelos de cero emisiones, lo que obliga a los fabricantes a ampliar más la gama en esta dirección y que no significa que renuncien a los híbridos o a la combustión tradicional.De enero a octubre del pasado año se matricularon nada menos que 850.000 unidades de coches eléctricos, un 15 por ciento más que en 2022 pero muy por debajo de las expectativas y asistiendo a una importante bajada en la demanda de éstos por un solo motivo: los precios han aumentado significativamente, en torno a los 4.000 euros. Y eso a pesar de que las marcas chinas han desembarcado a lo grande. Audi ya se ha dado cuenta de que pierden dinero, y que algunos modelos son difíciles de vender, lo mismo que le ocurrió a Mercedes meses antes.Más capacidad de batería y mayor autonomía hace a los eléctricos más carosLa economía de escala es un cuento en los eléctricos, no bajan los preciosEl elevado coste de la tecnología, especialmente baterías más potentes para ofrecer más autonomía, se repercute directamente a los clientes y, con cada vez menos países, ofreciendo ayudas, hace imposible que la transición al coche eléctrico cobre más importancia. La Asociación Europea de Fabricantes ha podido comprobar cómo en octubre las ventas de coches eléctricos superaron a los diésel, por primera vez en el año.El bastión alemán se ha cargado toda ayuda al coche eléctrico, e Italia ha congelado las ayudas para 2024 ofreciendo lo mismo que en el pasado año, por lo que no ha aumentado la cuantía. Aunque el cese en las ayudas alemanas se ha producido a poco de terminar 2023, no ha sido este país precisamente el que ha tirado del carro de los eléctricos, sino Francia, Italia y España, según datos de ACEA, con un 22 por ciento más el primero, un 20 por ciento más el segundo y un 18 por ciento el nuestro.

Coche nuevo y de última generación sí, pero, ¿a qué precio? Cuando una nueva generación trae una sorpresa muy desagradable
Leer noticia

Que los eléctricos sean vendibles es responsabilidad de las marcasLas novedades en el ámbito de los coches eléctricos serán muy numerosas durante este curso de 2024, pero no se prevé que se supere la cifra del pasado año. Las marcas se han visto a asumir las ayudas gubernamentales en algunos mercados y con fecha límite. Los eléctricos de 25.000 euros son un importante revulsivo, pero a las marcas solo les queda ya una salida: volver a la política de los descuentos. Es la única forma de que el stock de eléctricos salga y los clientes comprar. Europa tiene un problema, pero las marcas de coches también e importante. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Motor.es