infotermilogopeque
11 de mayo de 2023 Por David Plaza 0

Carlos Sainz se lo imaginaba de otra forma: por qué el de Ferrari no disfruta de sus duelos con Fernando Alonso



Carlos Sainz aspiraba al podio en Miami, pero debió conformarse con el quinto puesto.

Carlos Sainz está teniendo un inicio de temporada muy complicado y, en lugar de disfrutar de sus duelos en pista con el que fuera su ídolo de juventud, Fernando Alonso, sufre las consecuencias de pilotar un monoplaza muy errático.

Las primeras cinco carreras de la temporada 2023 de Fórmula 1 han sido muy poco satisfactorias para Ferrari, que se ve como cuarto equipo de la parrilla y ya sin opciones de luchar por el título mundial.

Y, si bien Carlos Sainz está obteniendo mejores resultados que su compañero Charles Leclerc, lo cierto es que el madrileño está sufriendo mucho para adaptarse al nuevo Ferrari SF-23.

El monoplaza italiano es complicado de pilotar y degrada en exceso los neumáticos, lo que penaliza enormemente su ritmo de carrera los domingos.

Los problemas de Carlos Sainz en Miami

Esta circunstancia frustra a Carlos Sainz, que en el pasado Gran Premio de Miami comenzó bastante bien, pero tras la parada en boxes vio como su ritmo competitivo se desvanecía. «No creo que podamos estar contentos, especialmente después de luchar por el podio en la primera parte», admite Carlos Sainz.

«Estábamos buscando superar a Fernando, el ritmo era realmente bueno con el neumático medio», recuerda el madrileño. «Estábamos en busca de un podio y luego, de repente, todo cambió cuando pusimos los duros. Tuve que pasar algo de tráfico y tuve un poco de suciedad en mis neumáticos».

Fernando Alonso precede a Carlos Sainz en Bakú.

El ritmo de Carlos Sainz con los neumáticos duros le privó de oponer mayor resistencia a Fernando Alonso, que a pesar de volver a pista detrás de su compatriota tras cambiar los neumáticos, lo adelantó con facilidad y consiguió el podio que ansiaba el de Ferrari.

«A partir de ahí, el ritmo se redujo enormemente y volvimos un poco a la realidad, que es que en este momento no somos lo suficientemente rápidos en la carrera, y con las tandas largas en compuestos más duros, solemos tener más problemas que los demás», señala un pesimista Carlos Sainz.

Imposible disfrutar de los duelos con Fernando Alonso

Los problemas del Ferrari SF-23 están complicando mucho las cosas a Carlos Sainz, que cuando se ve en la obligación de luchar por posición acaba pagando las limitaciones del mismo en materia de neumáticos.

Y es que, además de comportarse de manera errática, el SF-23 es agresivo con los neumáticos, por lo que forzarlos para atacar o defender siempre acaba mal para los pilotos de Ferrari.

Por eso, Carlos Sainz admite que no está disfrutando de sus duelos con Fernando Alonso y un Aston Martin mucho más lineal y fiable en su rendimiento. «No (lo estoy disfrutando), porque siempre siento que miro los retrovisores más de lo normal», señala.




Carlos Sainz aclara el estado de su relación con Fernando Alonso tras el ‘pique’ de Bakú
Leer noticia


«Es cierto que Ferrari tiende a clasificar un poco mejor que Aston (Martin), pero aún son, en las carreras, más rápidos», reconoce Carlos Sainz. «Fernando en carrera, junto con Aston, son muy competitivos, lo que significa que tienen una mejor gestión de los neumáticos y suelo tener que defenderme de él».

Ambos pilotos se han enfrentado directamente en varias ocasiones este año, pero Fernando Alonso siempre ha salido vencedor. El asturiano ha sumado cuatro podios en cinco carreras y suma 75 puntos, mientras Carlos Sainz debe conformarse con 44 y un cuarto puesto como mejor resultado.

Tras un 2022 positivo para Ferrari, y tras el inesperado ascenso de Aston Martin, seguramente Carlos Sainz esperaba cumplir su sueño de batallar con Fernando Alonso por cosas importantes en la Fórmula 1. Sin embargo, de momento las cosas no están yendo como el madrileño esperaba.

Carlos Sainz aspiraba al podio en Miami, pero debió conformarse con el quinto puesto.Carlos Sainz está teniendo un inicio de temporada muy complicado y, en lugar de disfrutar de sus duelos en pista con el que fuera su ídolo de juventud, Fernando Alonso, sufre las consecuencias de pilotar un monoplaza muy errático.Las primeras cinco carreras de la temporada 2023 de Fórmula 1 han sido muy poco satisfactorias para Ferrari, que se ve como cuarto equipo de la parrilla y ya sin opciones de luchar por el título mundial. Y, si bien Carlos Sainz está obteniendo mejores resultados que su compañero Charles Leclerc, lo cierto es que el madrileño está sufriendo mucho para adaptarse al nuevo Ferrari SF-23.El monoplaza italiano es complicado de pilotar y degrada en exceso los neumáticos, lo que penaliza enormemente su ritmo de carrera los domingos.Los problemas de Carlos Sainz en MiamiEsta circunstancia frustra a Carlos Sainz, que en el pasado Gran Premio de Miami comenzó bastante bien, pero tras la parada en boxes vio como su ritmo competitivo se desvanecía. «No creo que podamos estar contentos, especialmente después de luchar por el podio en la primera parte», admite Carlos Sainz.«Estábamos buscando superar a Fernando, el ritmo era realmente bueno con el neumático medio», recuerda el madrileño. «Estábamos en busca de un podio y luego, de repente, todo cambió cuando pusimos los duros. Tuve que pasar algo de tráfico y tuve un poco de suciedad en mis neumáticos».Fernando Alonso precede a Carlos Sainz en Bakú.El ritmo de Carlos Sainz con los neumáticos duros le privó de oponer mayor resistencia a Fernando Alonso, que a pesar de volver a pista detrás de su compatriota tras cambiar los neumáticos, lo adelantó con facilidad y consiguió el podio que ansiaba el de Ferrari.«A partir de ahí, el ritmo se redujo enormemente y volvimos un poco a la realidad, que es que en este momento no somos lo suficientemente rápidos en la carrera, y con las tandas largas en compuestos más duros, solemos tener más problemas que los demás», señala un pesimista Carlos Sainz.Imposible disfrutar de los duelos con Fernando AlonsoLos problemas del Ferrari SF-23 están complicando mucho las cosas a Carlos Sainz, que cuando se ve en la obligación de luchar por posición acaba pagando las limitaciones del mismo en materia de neumáticos.Y es que, además de comportarse de manera errática, el SF-23 es agresivo con los neumáticos, por lo que forzarlos para atacar o defender siempre acaba mal para los pilotos de Ferrari.Por eso, Carlos Sainz admite que no está disfrutando de sus duelos con Fernando Alonso y un Aston Martin mucho más lineal y fiable en su rendimiento. «No (lo estoy disfrutando), porque siempre siento que miro los retrovisores más de lo normal», señala.

Carlos Sainz aclara el estado de su relación con Fernando Alonso tras el ‘pique’ de Bakú
Leer noticia

«Es cierto que Ferrari tiende a clasificar un poco mejor que Aston (Martin), pero aún son, en las carreras, más rápidos», reconoce Carlos Sainz. «Fernando en carrera, junto con Aston, son muy competitivos, lo que significa que tienen una mejor gestión de los neumáticos y suelo tener que defenderme de él».Ambos pilotos se han enfrentado directamente en varias ocasiones este año, pero Fernando Alonso siempre ha salido vencedor. El asturiano ha sumado cuatro podios en cinco carreras y suma 75 puntos, mientras Carlos Sainz debe conformarse con 44 y un cuarto puesto como mejor resultado.Tras un 2022 positivo para Ferrari, y tras el inesperado ascenso de Aston Martin, seguramente Carlos Sainz esperaba cumplir su sueño de batallar con Fernando Alonso por cosas importantes en la Fórmula 1. Sin embargo, de momento las cosas no están yendo como el madrileño esperaba. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Motor.es