infotermilogopeque
5 de mayo de 2023 Por Adrián Lois 0

Así funciona el sistema de reconocimiento de señales de tráfico en el coche



Te explicamos cómo funciona y la utilidad del sistema de reconocimiento de señales de tráfico.

El sistema de reconocimiento de señales se basa en una cámara frontal que analiza lo que sucede por delante del coche. No solo reconoce los límites de velocidad, también tiene más funciones, incluso la de detener el vehículo.

Dentro de la lista de Sistemas Avanzados de Asistencia al Conductor (ADAS) que son obligatorios en los coches de nueva homologación desde julio de 2022, se encuentra el conocido como TSR (Traffic Sign Recongnition). Dicho de otra forma, el sistema de reconocimiento de señales de tráfico.

Como las demás, tiene el objetivo de mejorar la seguridad vial de los conductores mientras circulan por la carretera, evitando despistes por parte del conductor y posibles accidentes de tráfico. Y como la mayoría de estas nuevas tecnologías, tiene incluso la capacidad de intervenir en diferentes sistemas del coche.

El TSR resulta importante para reducir la siniestralidad en nuestro país. Sobre todo, teniendo en cuenta que uno de cada cuatro fallecidos en accidentes de tráfico se debió a excesos de velocidad y que tres de cada cuatro siniestros mortales en España se producen en carretera secundaria, donde un despiste o circular a mayor velocidad puede tener peores consecuencias.

Este sistema está íntimamente relacionado con el ISA, el Asistente Inteligente de Velocidad, otro de los ADAS obligatorios en los vehículos de nueva factura, aunque este último puede detectar cambios de límites de velocidad mediante señal GPS.

El TSR se basa en una cámara frontal que es capaz de leer y detectar señales de tráfico.

El sistema de reconocimiento de señales va más allá y no se limita a reconocer las señales de límite de velocidad, sino muchas otras.

¿Cómo actúa el sistema de reconocimiento de señales?

Este sistema tiene la finalidad de reconocer las principales señales de tráfico que afectan a la conducción, gracias a una cámara frontal que las detecta. En tiempo real, esta tecnología muestra dicha señal en el cuadro de instrumentos del vehículo, lo que permite advertir al conductor de posibles situaciones de peligro.

Las señales de tráfico más habituales que son capaces de reconocer este sistema ADAS son las siguientes:

Límites de velocidad.Prohibido el adelantamiento.Fin de prohibiciones.Curva peligrosa.Tramo de hielo o nieve.

La DGT nos explica en este vídeo cómo funciona el sistema de reconocimiento de señales de tráfico.

Funciones pasiva y activa del TSR: ¿puede anularse?

Los sistemas de reconocimiento de señales, originariamente, tenían una función meramente informativa y pasiva. Es decir, únicamente se informaban al conductor con señales acústicas o luminosas en tiempo real que, por ejemplo, estaba excediendo los límites de velocidad.

Sin embargo, el avance de la tecnología ha permitido establecer funciones activas, de la mano además del resto de sistemas ADAS obligatorios desde julio de 2022. Estas funciones pueden actuar sobre otros sistemas del vehículo y adaptar su velocidad de forma automática.

En línea con el antes mencionado ISA, si el sistema reconoce una señal inferior a la velocidad máxima, adaptará el vehículo automáticamente a esta. En los controles de crucero adaptativos, esta tecnología permitiría además recuperar la velocidad máxima anterior al cambiar de tramo.

Si esta tecnología detecta una señal de STOP y el conductor no frena, el sistema podría intervenir y detener el vehículo por sí solo.

El sistema de reconocimiento de señales activo tiene más funciones: si detecta una señal de STOP y el conductor no actúa reduciendo la velocidad, intervendrá activando los sistemas de frenado para detener el coche.

Al acercarnos a una señal de curva peligrosa, reducirá la velocidad si detecta la posibilidad de un peligro. Y lo mismo puede suceder al reconocer una señal de tramo con riesgo de hielo o nieve.

Como el ISA, el sistema de reconocimiento de señales con funciones activas puede anularse desde el interior del vehículo, o bien acelerando cuando se reduce la velocidad para adaptarse al límite de la vía. De esta forma, dejará de intervenir en la conducción.

Te explicamos cómo funciona y la utilidad del sistema de reconocimiento de señales de tráfico.El sistema de reconocimiento de señales se basa en una cámara frontal que analiza lo que sucede por delante del coche. No solo reconoce los límites de velocidad, también tiene más funciones, incluso la de detener el vehículo.Dentro de la lista de Sistemas Avanzados de Asistencia al Conductor (ADAS) que son obligatorios en los coches de nueva homologación desde julio de 2022, se encuentra el conocido como TSR (Traffic Sign Recongnition). Dicho de otra forma, el sistema de reconocimiento de señales de tráfico.Como las demás, tiene el objetivo de mejorar la seguridad vial de los conductores mientras circulan por la carretera, evitando despistes por parte del conductor y posibles accidentes de tráfico. Y como la mayoría de estas nuevas tecnologías, tiene incluso la capacidad de intervenir en diferentes sistemas del coche.El TSR resulta importante para reducir la siniestralidad en nuestro país. Sobre todo, teniendo en cuenta que uno de cada cuatro fallecidos en accidentes de tráfico se debió a excesos de velocidad y que tres de cada cuatro siniestros mortales en España se producen en carretera secundaria, donde un despiste o circular a mayor velocidad puede tener peores consecuencias.Este sistema está íntimamente relacionado con el ISA, el Asistente Inteligente de Velocidad, otro de los ADAS obligatorios en los vehículos de nueva factura, aunque este último puede detectar cambios de límites de velocidad mediante señal GPS.El TSR se basa en una cámara frontal que es capaz de leer y detectar señales de tráfico.El sistema de reconocimiento de señales va más allá y no se limita a reconocer las señales de límite de velocidad, sino muchas otras.¿Cómo actúa el sistema de reconocimiento de señales?Este sistema tiene la finalidad de reconocer las principales señales de tráfico que afectan a la conducción, gracias a una cámara frontal que las detecta. En tiempo real, esta tecnología muestra dicha señal en el cuadro de instrumentos del vehículo, lo que permite advertir al conductor de posibles situaciones de peligro.Las señales de tráfico más habituales que son capaces de reconocer este sistema ADAS son las siguientes:Límites de velocidad.Prohibido el adelantamiento.Fin de prohibiciones.Curva peligrosa.Tramo de hielo o nieve.

La DGT nos explica en este vídeo cómo funciona el sistema de reconocimiento de señales de tráfico.Funciones pasiva y activa del TSR: ¿puede anularse?Los sistemas de reconocimiento de señales, originariamente, tenían una función meramente informativa y pasiva. Es decir, únicamente se informaban al conductor con señales acústicas o luminosas en tiempo real que, por ejemplo, estaba excediendo los límites de velocidad.Sin embargo, el avance de la tecnología ha permitido establecer funciones activas, de la mano además del resto de sistemas ADAS obligatorios desde julio de 2022. Estas funciones pueden actuar sobre otros sistemas del vehículo y adaptar su velocidad de forma automática.En línea con el antes mencionado ISA, si el sistema reconoce una señal inferior a la velocidad máxima, adaptará el vehículo automáticamente a esta. En los controles de crucero adaptativos, esta tecnología permitiría además recuperar la velocidad máxima anterior al cambiar de tramo.Si esta tecnología detecta una señal de STOP y el conductor no frena, el sistema podría intervenir y detener el vehículo por sí solo.El sistema de reconocimiento de señales activo tiene más funciones: si detecta una señal de STOP y el conductor no actúa reduciendo la velocidad, intervendrá activando los sistemas de frenado para detener el coche.Al acercarnos a una señal de curva peligrosa, reducirá la velocidad si detecta la posibilidad de un peligro. Y lo mismo puede suceder al reconocer una señal de tramo con riesgo de hielo o nieve.Como el ISA, el sistema de reconocimiento de señales con funciones activas puede anularse desde el interior del vehículo, o bien acelerando cuando se reduce la velocidad para adaptarse al límite de la vía. De esta forma, dejará de intervenir en la conducción. (FUENTE ORIGINAL a un solo click en) —-> Leer más (publicado gracias a) —-> Motor.es